+ Puntuar

  • Puntaje editor

    9.0
  • Puntaje usuarios

    0
Catherine
Pablo Leotta
Redactor
Pablo Leotta / Jensen

Desde 1988 que tengo los recuerdos más antiguos de mis primeros contactos en arcades de la talla de Double Dragon, Out Run o Shinobi, la pasión por los videojuegos no ha decrecido ni un ápice. Siempre desde mi perspectiva personal espero brindar solo un punto de vista, nunca una verdad inobjetable. Leer más »

Email: pleotta@playnomore.com
31 de Octubre del 2014

Análisis de Catherine - Xbox 360

¿A quién ama Vincent Brooks?

Catherine es un juego difícil de catalogar, ya que reúne varios conceptos en uno. Se podría decir que es un thriller de suspenso con una participación casi protagónica de unos puzles muy originales. 
La historia nos pone en el papel de Vincent Brooks, un hombre que se encuentra en una relación con 
Katherine (con k), una inteligente y hermosa mujer con la cual ya lleva cinco años de noviazgo. Es en ese punto donde se empiezan a plantear ideas de compromiso y matrimonio. Pero justo ahí aparece Catherine (con c), una joven de unos veinte años y pocos escrúpulos que se abalanza sobre Vincent apenas lo conoce y con quien termina durmiendo una noche. El trasfondo de la historia cuenta de unos asesinatos que ponen en vela al barrio, siendo los hombres las aparentes víctimas. Luego de conocer a Catherine, Vincent comienza a sufrir una serie de pesadillas que lo atormentan noche tras noche. 
La historia es uno de los puntos más altos del juego, siendo contada de manera magistral con escenas de anime de primera categoría, personajes profundos y la posibilidad de descubrir hasta 8 finales diferentes.

El juego tiene varios modos, siendo el Golden Theater el principal y el que cuenta la historia de Vincent. 
Básicamente se divide en tres períodos; cuando nos levantamos y nos encontramos con nuestra novia, luego a la noche con nuestros amigos en el bar, donde podremos interactuar con varios personajes y jugar un divertido arcade y finalmente cuando nos vamos a dormir y entramos en la pesadilla de turno. Dentro de la pesadilla se nos presenta el reto de escalar una columna formada por cubos, los cuales debemos mover en la dirección adecuada para seguir avanzando, formando escaleras de cubos o simplemente empujando los que estén de más, haciendo que una nueva columna caiga entre nosotros y nos deje más cerca de la cima.
Todo esto mientras los cubos que vamos dejando al paso empiezan a caer, por lo cual no tendremos todo el tiempo del mundo y la reacción deberá ser rápida. 
El juego se divide en ocho etapas, que son los días que duran las pesadillas. La meta es llegar a la Catedral, ubicada en el octavo piso (como veremos en el mapa). Pero cada piso, a su vez, contiene varios niveles. Algunos dos, tres e incluso cuatro. Pasando el último nivel de cada piso, deberemos hacer lo mismo que en los anteriores, pero con el "aliciente" de escapar de un gigantesco enemigo de fase. Ya sea un bebé o una novia despechada, en estos niveles primará la velocidad y agilidad con el joystick para evadir ataques mortales de nuestro perseguidor. La dificultad del juego va en aumento y si cuando empezamos solo hay cubos normales a medida que avanzamos nos encontramos con cubos de toda índole; congelados (que nos harán resbalar), cubos que se activan cuando nos paramos en ellos (con pinches, explosivos, etc). Incluso en "normal" la dificultad es elevada. De hecho en Japón se implementó como descarga una dificultad "muy fácil" ya que ni la anterior a esta es sencilla.
Cuando pasamos un nivel accederemos al purgatorio (así me gusta llamarlo), una zona donde podremos hablar con otras víctimas de pesadillas (las cuales vemos como ovejas) aprender nuevas técnicas o comprar items que nos ayuden en los niveles. "Catherine" propone una serie de cuestiones que forman el carácter de nuestro personaje, ya sea respondiendo mensajes de nuestro celular a las dos chicas o contestando "la pregunta" del confesionario que hay en el purgatorio. Una barra de bueno/malo aparece cuando tomamos una decisión y de acuerdo como respondamos accederemos a uno de los ocho finales que esconde la aventura.
Además de resolver cada pesadilla, también tendremos momentos de paz en el bar con nuestros amigos donde podremos hablar con ellos y descubrir un poco más la trama del juego. También deberemos contestar nuestro celular, cambiar la música o jugar un arcade con la misma base que nuestras pesadillas y que esconde sus finales y trucos. 
"Babel" se denomina uno de los dos modos de juego para dos jugadores y consta de ayudarse con un amigo a llegar a la cima, como lo hacemos en el modo historia. "Coliseo" es el otro modo y es el versus donde deberemos llegar al final antes que nuestro rival, al cual podremos golpear, empujar y ponerle obstáculos. Ambos jugadores tienen dos vidas y tanto si las pierden o el otro llega dos veces a la cima, se termina el desafío. Finalmente existe un modo online, pero es solo para compartir récords con la comunidad.

Técnicamente Catherine es muy vistoso y contundente. De entrada los menús (con locutor incluido 
detallando cada opción) hacen presagiar lo que veremos en adelante. Partiendo del hecho de que la base es un anime, la técnica Cel Shading queda como la opción más adecuada. Seguramente lo que más destaca es la ambientación de las escenas jugables, todo con un tono sombrío que no deja escapar detalle alguno. Los enemigos de fase están excelentemente creados y son realmente horripilantes. La transición entre el anime y el Cel Shading no es tan suave o sutil como nos gustaría, eso sí. A veces hace pensar si era necesario crear un anime desde el principio. 
La música es llevada a nuestros oídos por el mismo compositor de los últimos juegos de la serie "Persona", Shoji Meguro. Personalmente creo que la música es clavada a las más importantes películas del género como Martes 13 o Pesadilla y tiene una calidad estupenda. Mención especial a la composición que suena cuando aparece el mapa de los niveles, realmente tenebrosa. 
Curiosamente muchos actores que hicieron las voces de los personajes en "Persona" repiten su trabajo en Catherine. Los diálogos son fluidos, lo que logra que la historia se lleve con el ritmo necesario para no caer pesada y aburrida. En síntesis, la producción del juego de Atlus es sobresaliente. 

Conclusiones


El retorno de la división interna de Atlus a las consolas en 2011 con una apuesta original y una producción de primera línea, se transformó en una de las revelaciones del año. 
Catherine es un juego apabullante; la historia trata temas adultos sin caer en la ridiculez con unos 
personajes profundos perfectamente desarrollados, una producción excelente que no deja detalles sin pulir y una experiencia de juego totalmente novedosa que engancha hasta el final. 
Sólo su elevada dificultad (en ocasiones desesperante) puede alejar a los más impacientes.


Lo mejor
- Historia.
- Técnica.
- Jugabilidad.
- Desafío.
- Personajes y ambientación.

Lo peor
- La dificultad puede llegar a ser desesperante.
Comentarios (0)

Todavía nadie ha comentado ésta publicación. Sé el primero!

Deja tu comentario
* Está prohibido el vocabulario ofensivo. Cualquier comentario con estas características será dado de baja. ENVIAR
Ficha del juego
Catherine
Galerías
Catherine
  • Empresa
    Atlus.
  • Origen
    Japón.
  • Fecha de lanzamiento
    26 de Julio de 2011.
  • Plataformas
    PS3, PC, 360.
  • Descripción

    Parecía que no, pero al final no sólo los orientales pudieron disfrutar de "Catherine", obra de los responsables de la serie "Persona" y que nos trae a las consolas el eterno dilema moral de la infidelidad y sus repercusiones en la vida de las personas. Fue el primer juego desarrollado internamente por esta compañía en la anterior generación y se lanzó en febrero de 2011 en Japón, en julio en Norteamérica y un año después en Europa, gracias a la buena repercusión que tuvo inicialmente. Llegó primero a PS3 y Xbox 360 el 26 de julio de 2011. Finalmente se lanzó Catherine Classic para PC el 10 de enero de 2019.

Análisis mas votados

Todos | SWITCH | PC | PS4 | PS3 | ONE | 360 | WII U | WII | PS VITA | PSP | 3DS
>Juego >Puntaje